Un soldado israelí resultó muerto esta madrugada en enfrentamientos con terroristas palestinos en el campo de refugiados de Bureij en la Franja de Gaza.

Otros dos soldados resultaron heridos y fueron trasladados al Hospital Soroka de Bersheva.

Las operaciones militares del Ejercito israelí se producen ya hace varias semanas a pocos metros de la frontera y buscan terminar con la infraestructura de terroristas que lanzan cohetes Kassam sobre el Negev israelí.

El Ejercito ingresó con tanques y vehículos militares apoyados por helicopteros y tropas de la Brigada Givati. Al menos un terrorista murió y otros resultaron heridos.

Los terroristas atacaron con misiles anti tanque a las tropas israelíes.

Fuente: El Reloj

Anuncios